sábado, 24 de septiembre de 2011

3,2,1....

Empezamos la temporada! Tras quince días de descanso físico y mental ya no me agunta nadie. Por suerte esta semana vuelvo a los entrenos. Y que ganas tenía! Para 2012 ya tengo los grandes objetivos muy claros y una planificación de la temporada bastante definida. Una temporada que volverá a ser muy larga, por lo que la dividiré en dos con un descanso en medio. Des de ahora hasta el 25 de Marzo será el primer tramo que terminará en el retorno a la maratón de Barcelona, con el objetivo aun no se si irreal de estar por debajo de 3:20. Tras unos días de descanso y ya centrado cien por cien en el triatlón iniciaré el camino ha mi tercera distancia Ironman, esta vez en casa espero estar el 30 de septiembre en la playa de Calella a por un sub 11 horas. Por en mendio medias maratones, duatlones, y algun corta distacia, con la idea también de competir más este año.
Alguno dirá que con este planteamiento padezco de marquitis. Y a lo mejor tiene razón, pero no creo que sea algo negativo si se sabe manejar. Al contrario, creo que el marcar un objetivo de tiempo a mi me ayuda en la motivación y en la concentración. Luego ya veremos si se consiguen o no y el poque pero de entrada esa es la inteción. Por ganas no va a ser. Así que bienvenida temporada 2011-2012.

Tengo muchas ganas de volver al "origen".

viernes, 9 de septiembre de 2011

Cuando el coco no quiere

Tengo la cabeza en otra parte, concretamente en la temporada 2011/2012. Tenía previsto participar en alguna travesía, algún tri, incluso alguna carrera a pie, pero la cabeza me ha dicho que no se mueve. Y eso que las piernas no están mal del todo y me siento fuerte físicamente. Pero cualquier excusa me vale para saltarme un entreno, cosa rara en mi y síntoma equivoco de que el coco ha dicho basta. Así que tras un temporada que se me ha hecho muy larga aquí lo dejo. Pasaré un par de semanas bajando el pistón suavemente para luego darme un buen descanso hasta octubre, para empezar la que será mi cuarta temporada de triatlón en la que ya tengo un par de objetivos importantes bastante definidos. La cosa tampoco será fácil, por que tengo unas ganas enormes de empezar el nuevo ciclo, con nuevos objetivos, nuevas ideas...lo bueno de esto es que siempre quedan metas nuevas por cruzar.